la_iluminacion_nocturna
Curiosidades LED

Las claves lumínicas del sueño

¿Duermes bien por las noches?,  ¿Consigues no despertarte por las noches? Hoy analizamos las claves de cómo la iluminación afecta al sueño y como debemos utilizarla correctamente para dormir mejor.

La luz adecuada para dormir es básicamente ninguna. La luz del sol con la que nos despertaríamos es azul y de ondas cortas, por el contrario, al atardecer se vuelve más cálida y con ondas más largas. Esto nos prepara para la noche y beneficia nuestro sueño.

Hoy en día, no podemos ni imaginar el hecho de vivir sin iluminación artificial. De hecho cada vez es más complicado dormir a oscuras.Esto altera la secreción de melatonina,la hormona inductora del sueño, y disminuye el sueño REM. El sueño REM es el periodo en el que soñamos, en el que el cerebro se reorganiza.

Hace unos cuantos años era más complicado pero la iluminación ha evolucionado tanto que podemos buscar una iluminación prácticamente idéntica a la luz natural.

Las 3 claves: la luz para dormir

  1. El mejor color para cada momento: las luminarias blancas y azules son ideales para trabajar por la mañana. No son colores convenientes para dormir ya que provocan excitación. Por las tardes, blancos cálidos. Para las noches, el color más conveniente es el amarillo anaranjado que se mueva por debajo de los 3000ºK.  En este rango encajan nuestras bombillas de filamento.
  2. Evitar la luz de los aparatos electrónicos: antes de dormir solemos estar delante del ordenador, de la Tablet o de la televisión. Esta tecnología incorpora LED azulados que interfieren en la producción de melatonina, la hormona que nos ayuda a dormir bien. No solo influye la luz en tu descanso. Según la encuesta Nacional del Sueño un 10% de la población se despierta por la noche por culpa de una vibración de su teléfono móvil. Una solución sería poner en modo noche la pantalla de tu móvil u ordenador. Esta es una opción que se está volviendo habitual en tus dispositivos y que vuelve la pantalla a tonos cálidos.
  3. Acércate al espectro de luz solar: una lámpara con un CRI, índice de reproducción cromática, superior al 85-90% será la más adecuada en las situaciones en que necesitamos apreciar bien los colores. Si el porcentaje de CRI es bajo, el color se distancia del real. Por ejemplo, en algunas tiendas de ropa cuesta distinguir la ropa azul marina de la negra. Esto se produce por luminarias con un bajo porcentaje de CRI.

¿Conoces la iluminación inteligente?

Entendemos como “iluminación inteligente”  la manejada por control remoto, Smartphone o voz. Gracias a ella tenemos la posibilidad de crear el ambiente perfecto.Podemos variar la luz de color como el de intensidad luminosa del que dispondremos en un rango de 0 a 100.

Es probable que no te guste la tecnología. En ese caso,preferirás crear tus propios módulos de luz. Ten en cuenta que para descansar necesitas tonos cálidos y una luz muy tenue para poder distinguir objetos y formas sin tropezar. La mayoría de tus luminarias serán programables por lo que, podrás dejarlas preparadas para que se enciendan al caer la noche.

¿Cómo iluminar el dormitorio?

El dormitorio es el lugar de la casa que utilizamos para descansar nuestro cerebro y dormir. Aquí se produce la desactivación y posterior activación de nuestro organismo. Cómo hemos visto en las claves, lo más recomendable es elegir luces cálidas, de unos 2.300K y de menos de 400 Lúmenes.

Durante el sueño te recomendamos que apagues las luces y duermas totalmente a oscuras para no interferir en la producción de melatonina.

Dormir rodeados de fuentes lumínicas se está convirtiendo en algo universal. La mayoría de nosotros se duerme viendo vídeos en el móvil o dejando la televisión para conciliar el sueño. Según una encuesta de la“Fundación Nacional del Sueño” 4 de cada 10 estudiantes está con el móvil en la habitación justo antes de dormir.Todas las perturbaciones lumínicas, incluso las más insignificantes, como pilotos de “stand by” de los aparatos electrónicos, tienen un efecto en la calidad del sueño.

Te animamos a que te pases por nuestro catálogo de productos y decidas cuál se adapta mejor a tus necesidades. ¡Y recuerda, apaga la luz!

Related Posts